Fiebre hemorrágica de Crimea Congo

¿QUÉ TIENE DE ESPECIAL ESTE NUEVO BROTE?
Ha sido noticia en todos los diarios, pero poco sabemos acerca de una enfermedad (hasta ahora) propia del continente africano, hablamos de la fiebre hemorrágica.
En sentido estricto, recibe ese nombre un conjunto de enfermedades transmitidas por diferentes familias de virus (arenavirus, filovirus, bunyavirus,) transmitida en su mayor parte por distintos vectores como los mosquitos o las garrapatas. Recordemos que la enfermedad del Ébola, enfermedad que tenemos casi en el olvido después de la alarma vivida en nuestro país, pertenece a dicho grupo de enfermedades.
Sin embargo algo ha cambiado con los nuevos brotes de fiebre hemorrágica (esta vez denominados fiebre de Crimea-Congo) y tiene especial relevancia dicho aspecto, ya que a diferencia de los otros brotes, no se ha necesitado contacto con individuos de nuestro vecino continente africano o viajes a dichos países, sino que se ha desarrollado de forma autóctona en nuestro país.
La garrapata ha llegado a España, y tiene intención de quedarse
.
Y he aquí la cuestión, y la subsiguiente pregunta obligada: ¿Cómo ha llegado hasta aquí, y ha conseguido adaptarse a nuestro clima considerablemente distinto al de países africanos? La respuesta no está clara, muchas son las teorías, pero una destaca sobre las demás: un posible efecto del cambio climático.
Sea como fuere, la garrapata ha llegado a España, y tiene intención de quedarse. El caso desgraciadamente mortal proviene de Ávila (aunque ya por 2011 se había descubierto otras garrapatas en los campos extremeños capaces de transmitir otro tipo de fiebre hemorrágica). El problema de está enfermedad reside en la incapacidad a día de hoy de tratarla de una forma efectiva, dependiendo su evolución de la fortaleza de cada individuo (concretamente de su sistema inmunológico), y de ello deriva la variabilidad que observamos tanto en los distintos síntomas como en el pronóstico.
Por lo tanto, en estos casos, es más importante la prevención que el tratamiento, como ya hemos hablado en otra ocasión. Tenga especial cuidado si realiza actividades al aire libre tales como excursiones al monte.. y sobre todo, en zonas cálidas de la geografía española. Es recomendable algún tipo de repelente anti- mosquito, y por supuesto, intentar utilizar ropa que cubra las zonas expuestas, para evitar las posibles picaduras de garrapatas. Es necesario transmitir tranquilidad por parte de las autoridades sanitarias, ya que son casos aislados y en determinadas circunstancias concretas, pero debemos estar atentos y ser precavidos, así como disponer de la información fidedigna sobre dichos casos, para evitar caer en el sensacionalismo sanitario, muy atractivo en nuestro días.

Les dejo información de la Organización Mundial de la Salud para conocer en profundidad dicha enfermedad.


Miguel Ángel Rojas

Deja un comentario